El término renting ya se ha convertido en una expresión habitual que oímos y leemos frecuentemente, sobre todo en el ámbito de las empresas y en el mundillo financiero. ¿Pero sabes exactamente qué es el renting y cómo funciona? En este post te explicamos en qué consiste el renting y cuáles son sus ventajas.

Y es que hasta no hace muchos años, para poder disponer de maquinaria solo existía la posibilidad de adquirirla, bien pagando al contado o solicitando un préstamo bancario para poder financiarla. Pero existen otras opciones, como el renting de maquinaria industrial, con las que podemos usar los activos que necesitamos en nuestra empresa sin tener que comprarlos.

Qué es el renting

A la pregunta qué es renting, podemos responder de una forma sencilla. El renting es un contrato de alquiler de bienes muebles o inmuebles durante un determinado periodo de tiempo y a cambio de una renta. El renting maquinaria industrial  nos permite usar el bien sin tener que adquirir la propiedad del mismo, que seguirá perteneciendo a la empresa arrendataria.

La cuota del renting es la contraprestación que pagamos por usar esa maquinaria, y suele incluir, además del uso del activo, una serie de servicios añadidos, como son el coste de la instalación, el mantenimiento y el desmontaje del mismo una vez finalizado el contrato. También se pueden incluir en la cuota el coste de seguros.

La empresa solo tiene que pagar las cuotas mensuales y puede utilizar las maquinarias en su proceso productivo, sin preocuparse de nada más. Es una especia de tarifa plana aplicada a la industria.

Cómo funciona el renting

Para poder disfrutar del bien objeto del contrato de renting, se firma el contrato entre la empresa propietaria de la maquinaria y el industrial que desea usarla. Son contratos de duración determinada, normalmente, entre 12 y 48 meses, aunque este plazo puede ser mayor dependiendo de la naturaleza del equipo. A mayor coste y mayor vida útil del mismo, los plazos serán más largos.

La adquisición se puede hacer directamente al proveedor (el fabricante de la maquinaria en nuestro caso), pero también se puede contratar con una entidad financiera que lo adquiere para alquilarlo. En todo caso, la esencia del contrato es que la propiedad sigue estando en manos de un tercero, que el empresario solo adquiere el uso y disfrute del mismo, más otros posibles servicios añadidos que mencionamos antes.

  • El pago de las cuotas suele ser mensual, pero también se pueden contratar otras formas de pago: trimestral, semestral o anual.
  • Mientras mayor sea la duración del contrato de renting, menor serán las cuotas que pagamos.

Ya te hemos explicado cómo funciona un renting, ahora te hablaremos de cuáles son las ventajas que puede tener para nuestra empresa.

Ventajas del renting para maquinaria industrial

El renting de maquinaria tiene importantes ventajas para nuestra empresa:

Desde el punto de vista contable fiscal, es un producto muy interesante. Las cuotas se deducen mensualmente como un gasto corriente de nuestra actividad, lo que es interesante a la hora de liquidar impuestos como el IVA, el IRPF o el Impuesto de Sociedades. Al no adquirir la propiedad, no se incluye como un activo fijo en nuestro balance, y no tenemos que deducirlo poco a poco según las tablas de amortización.

A nivel financiero, no incrementamos el apalancamiento financiero de nuestra empresa, puesto que no estamos firmando un préstamo, sino un contrato de alquiler. Esto permite que tengamos un menor endeudamiento financiero y que podamos reservar los préstamos para otras necesidades estratégicas de la empresa.

Desde un punto de vista tecnológico, nos permite renovar cómodamente nuestro parque de maquinaria, evitando la obsolescencia, además de poder contar con otros servicios de valor añadido como el mantenimiento o la instalación de los equipos.

 

En este post hemos pretendido explicar qué es el renting. A la hora de adquirir maquinaria para tu empresa, debes tener en cuenta esta opción financiera para que puedas renovarla de una forma más cómoda y flexible. Podrás tener un equipamiento moderno y disfrutar de las importantes ventajas fiscales y económicas que tiene esta figura.